El sábado 27 de Octubre más de 30 socios, deportistas y amigos del Club Triatlón IMD Segovia y de la Escuela de Triatlón IMD Segovia han realizado una primera etapa por el Camino de San Frutos, intentando coincidir con la festividad del San Frutos. En primera instancia se intentó organizar para el Jueves, pero como muchos miembros y amigos del Club y de la Escuela no son de la provincia y de la capital (Madrid, Ávila, Moraleja de Coca...) se decidió posponerlo para el Sábado para que puediera asistir el mayor número de gente.  

 

Esta primera etapa concurría por 25 kilómetros de caminos fáciles entre las localidades de Segovia y Sotosalbos, donde Israel Tapias, presidente del Club Triatlón IMD Segovia y regente del Hosta del Buen Amor en Sotosalbos, preparó un caldo caliente para todos los que nos acompañaron en esta aventura.

 

La mañana del Sábado se levantaba aciaga para los valientes que querían realizar la marcha, durante toda la noche estuvo lloviendo y sumado a las precipitaciones de días anteriores auguraban un mal estado de los caminos por los que iban a avanzar un nutrido grupo de deportistas. Quedaba una hora para la salida y los teléfonos de los organizadores no paraban de sonar, la gente estaba ávida de participar de una mañana de actividad deportiva pero reticente por las lluvias que caían a primera hora de la mañana. Pero ante tal encrucijada, una decisión por parte de Isarel Tapias (presiente del CLub Triatlón IMD Segovia) y Javier Aragón (entrenador de la Escuela de Triatlón IMD Segovia) que fue valiente dilucidaron continuar con los planes de tomar la senda de San Frutos.

La concentración estaba prevista para las 11.00 de la mañana, con salida desde puerta de la Catedral de Segovia, donde puedes encontrar un primer mojón del Camino de San Frutos y una pequeña explicación del transcurso del mismo. A la puerta de la catedral comenzaban a llegar los primeros deportistas de la Escuela de Triatlón IMD Segovia, a ellos se fueron sumando los socios y amigos del Club Triatlon IMD Segovia y el Club La Olma de Moraleja de Coca, que invitados por el equipo segoviano no dudaron en unirse para participar en la marcha. Parece que casi nadie fallaba. Una vez todos reunidos , más de 30 deportistas, y hechas las fotos de rigor para los medios de comunicación comenzó la marcha. Un grupo de 6 valientes decidió realizar el camino corriendo y el resto en bici, combinando las dos modalidades del Duatlón, deporte bien conocido y dominado por este grupo de triatletas y que tan buenos recuerdos trae a la ciudad de Segovia con aquel Campeonato de España de Duatlon Contrarreloj por Equipos en el que el Triatlón IMD Segovia salió campeón.

El comienzo fue titubeante, la bajada por firme mas bien irregular hasta San Marcos se realizó con prudencia y muchos sustos por los derrapes que provocaba la poca adherencia de las ruedas de las bicicletas rodando sobre los adoquines y piedras pulimentados y mojados de las calles Daoiz y Paseo de San Juan de la Cruz.

Una vez en San Marcos la subida a Zamarramala por la delante de la Vera Cruz. Este suculento aperitivo del Camino de San Frutos provocó que el grupo se estirara, formándose una buena serpiente multicolor que nada tenía que envidiar a esas que se forman en las grandes vueltas ciclistas. La mejor noticia fue que en ese momento dejo de llover, y no volveríamos a sufrir la inclemencia y poca compasión del agua hasta la localidad de Tizneros, durante un periodo corto de tiempo.

El grupo pasó por La Lastrilla y el rigor de la subida hasta allí hizo que se fuera rompiendo en pequeños mini-pelotones de 5-10 personas. Pero casi todos se volvieron a juntar en un pequeño tramo de unos 500 metros de camino arcilloso que hizo que las bicicletas quedaran casi inutilizadas por una mezcla de barro y pajas de los campos de cereral que se pegaba a las ruedas y se quedaba incrustada en la bici. El grupo paró, se volvió a agrupar y facilitó una huida a los que iban corriendo y que cogieran una pequeña ventaja, lo que unido a su buen nivel hizo que muchos de los que iban en bicicleta no los volvieran a ver hasta llegar al Hostal del Buen Amor ya en Sotosalbos.

El resto del camino por las localidades de Espirdo, Tizneros, Basardilla y Santo Domingo de Pirón transcurrió sin mas incidentes. Y cómo se había prometido, Israel Tapias recibió a todos en el Hostal del Buen Amor con la chimenea encendida, un ambiente muy acogedor y un buen caldo caliente para reponer fuerzas.

La valoración del Camino de San Frutos por los técnicos de la Escuela de Triatlón IMD Segovia ha sido buena en general, es un camino ancho sin dificultad técnica apto para cualquier nivel. Las indicaciones de los mojones y de los puntos de información a las entradas de los pueblos con un pequeño mapa explicativo de por donde hay que cruzar el pueblo y volver a encontrar el Camino se San Frutos son excelentes. Desde la Escuela de Triatlón IMD Segovia se tendrá en cuenta este camino para futuros entrenamientos en bici, ya que ofrece unas condiciones perfectas para una marcha a principio de temporada para que los deportistas pasen un buen día en compañía de sus padres, entrenadores y amigos.

 

 Miembros del Club y Escuela Triatlon IMD Segovia antes de la salida a la puerta de la Catedral de Segovia.

Miembros de la Escuela de Triatlón de Segovia en su llegada a Sotosalbos

 

Recomienda esta Web

Próximos Eventos ...

No events

Síguenos en Facebook ....

Formulario de acceso

Horarios de la Escuela

Viernes

  • Carrera: 17:30 - 18:30

Pistas de atletismo - Ciudad Deportiva de la Albuera

  • Gimnasio: 19:00 - 20:00

Pabellón Pedro Delgado

Sábado

  • Bici MTB / Transiciones: 11:00 - 12:00

Parque Alto Clamores

Domingo

  • Piscina: 16:30 - 18:00

Piscina cubierta José Carlos Casado

Patrocinadores

Patrocinadores y colaboradores del equipo Triatlon IMD Segovia

Federaciones